Por las luchadoras

violencia2Decía Antonio Romero en la despida de Charo Gálvez, “es difícil hablar de Charo como víctima ya que ella era una luchadora” y cada una de las víctimas de la violencia machista son heroínas, luchadoras utópicas por una sociedad en igualdad, donde nadie sea más que nadie. Ellas le plantaron cara a la resignación, al miedo, al sometimiento, ellas se enfrentaron al patriarcado, que como una loza, nos dice que el hombre es más que una mujer, que es de su propiedad, que solo puede ser de él.

Desde que la ley integral contra la violencia de género vio la luz hace casi 10 años, han muerto alrededor de mil mujeres. Esto nos dice que debemos mejorar la ley, pero también que ha de ser cumplida. El patriarcado y el machismo están tan arraigados en nuestra sociedad, que la intervención no puede ser superficial, al endurecimiento de las penas (que no siempre sería efectivo porque en muchos casos el maltratador se autoimpone una pena suicidándose), hay que sumar una firme intención de trasformación de la sociedad. El trabajo en educación debe de ser la piedra angular de esta transformación, desde las edades más tempranas, sin dejar de lado un incremento de la protección, de la formación, y del fomento de la rehabilitación.

Pero nos no podemos engañar, para aplicar estas políticas en educación hace falta dinero público. En la situación actual, en la que se ha convertido en un gran valor la rentabilidad económica por encima incluso de la vida humana, en la que se ha dado prioridad al pago de la deuda adquirida por los bancos frente a las necesidades de las personas gracias a la reforma de la constitución pactada entre PP y PSOE, se hace difícil creer que los poderes políticos actuales apuesten con fuerza por esta lucha.

De momento, con nuestros medios, seguiremos trabajando y educando para la igualdad, ellas las luchadoras están cambiando nuestra sociedad, ellas se merecen el mejor homenaje que les podamos hacer, sumarnos a su lucha para que no tenga que morir ninguna más.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.