El Alcalde carterista

carterista

carteristaTenía rostro cansado, mirada perdida y gesto a medio camino entre la frustración y la indignación; hace algún tiempo le cortaron el agua por impago, estuvo dos días en su casa sin agua corriente, él y su mujer lo pasaron mal, pero lo que le dolía profundamente eran sus dos hijos pequeños, de dos y cinco años, que habían pasado 48 horas de privaciones que ningún padre quiere para sus hijos. Había trabajado toda su vida como una mula, los últimos años como autónomo, pero la crisis lo arrojó al paro en 2008 y desde entonces no había encontrado nada, y como buen autónomo español, cargado de deudas para muchos años.

Éste, y otros casos similares, llegaron a oídos de los miembros de la Asociación de Parados de Rincón de la Victoria, y se pusieron en marcha, capitaneados por el incombustible Juan Andrés, se patearon el pueblo calle por calle, en los mercadillos, en los bares, etc y en poco tiempo recogieron más de 2000 firmas de vecinas y vecinos que estaban plenamente de acuerdo con el escrito realizado por la asociación, que nadie en Rincón sea privado de un consumo mínimo de agua, tal como recoge no sólo el sentido común, sino los mismísimos tratados de las Naciones Unidas firmados por España.

Publicidad

Una ola sin precedentes de solidaridad recorrió el pueblo, y la AA.PP consiguió el principal objetivo, que todo el pueblo conociese que en nuestro municipio se corta el agua a los que no tienen ni para comer, y que como puntilla humillante, te cobran 88 euros de reenganche, todo un chollo a costa de las lágrimas de los pobres.

La prueba irrefutable del clamor popular fue la decisión inédita de permitir, por primera vez, que en un pleno municipal una asociación tomara la palabra y expusiera sus reivindicaciones, todo bajo la atenta mirada compungida del ilustrísimo Alcalde.

El Sr. Salado estuvo rápido de reflejos, y ante la expectación reinante supo captar que estaba ante un minuto de oro y ni corto ni perezoso se comprometió a crear una mesa técnica entre empresa y ayuntamiento y a poner los medios para que en nuestro municipio no se cortase el agua nunca más a nadie por impago, decretó el destierro de semejante infamia de nuestro municipio, y muchos incrédulos nos congratulamos de encontrar un político del PP con sensibilidad social.

Pero una vez apagado los focos, enfriada la tensión mediática y pasado algún tiempo, el PP y su alcalde nos regalan una nueva mentira, nos vuelven a tomar el pelo y vuelven a engordar su saca de estafas a los ciudadanos del municipio, ya no les basta con su fantasmagórica ciudad 10, ya no tienen pudor ni con los que no tienen ni para comer.

Vecinas y vecinos, el alcalde sube el agua un 3,3 % para todos, incluidos los que se acuestan sin cenar, incluidos los más de 6.000 parados, incluidos los pensionistas que

su mismo partido les va a recortar la pensión, etc. Como los buenos carteristas, mientras te distraen criticando a los demás te roban el voto del bolsillo pero eso sí, tienen el detalle de dejarles un programa electoral de ciudad 10 para que usted nunca olvide durante los 4 años de legislatura que le tomaron por imbécil hasta que vuelva a votar de nuevo, y si vuelve a votarles de nuevo, sepa que en ese caso seguir siendo un lelo será sólo culpa de usted.

Publicidad
Periodista con más de siete años de experiencia en medios y comunicación institucional en Málaga y Rincón de la Victoria. Co-fundadora de La Voz de Hoy en septiembre de 2012 con el objetivo de dar un espacio de información, opinión y participación a la ciudadanía. Sin periodismo no hay democracia.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.