Bruselas exige a España más recortes

draghiCada tiempo tiene sus metáforas, que surgen no se sabe de dónde, se vuelven familiares, luego desaparecen y ya nadie las recuerda más que como ruido de fondo de una época, viene a decir Antonio Muñoz Molina en su último libro. España lleva tres años metida en una era de recortes y reformas: la metáfora del tijeretazo, que lejos de desaparecer tiene pinta de ir para largo. Bruselas, convertida en dueña implacable de la tijera, dio este miércoles el enésimo corte de pelo.

La Comisión cree que España es, junto con Eslovenia —firme candidato a pedir un rescate— uno de los países con desequilibrios económicos más graves de la Unión. Va más allá: asegura que el Gobierno está en el buen camino, pero sigue sin hacer lo suficiente para llegar ni siquiera al aprobado. Y a cambio de margen para recortar el déficit con menos prisas, impone duros deberes en la agenda reformista, que se suponía el punto fuerte de Mariano Rajoy. Vienen más reformas: la Comisión quiere un paquete completo, a la vista de que el Gobierno no cumple lo prometido. Serán duras, a juzgar por las exigencias bruselenses. Y deberían llegar tan pronto como a fin de mes.

Publicidad
Publicidad

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.