Los modernos que apuestan por la fealdad

maria forque instagram modernos
María Forqué con su imagen de enaserna repelente tras el anuncio de Loewe. Imágenes de Instagram.

Muchas fueron las críticas que en 2012 recibió la campaña de “Loewe ORO Collection”, en la que sus protagonistas lanzaron frases tan profundas como “Estar enamorada es ‘superguay’” o “La palabra Loewe siempre se… bueno la asocio yo al love”. Sorteando estas sentidas palabras, hay que reconocer que sus looks eran un auténtico reflejo de los modernos del momento. Camisas estampadas abotonadas hasta arriba, pantalones tobilleros con dobladillo, calcetines blancos, carísima peluquería de aspecto vagabundo, tatuajes anclados en una época y cierto aire vintage. Estas son sólo algunas de las tendencias que los alumnos más aventajados lucían por aquel entonces. Ni que decir tiene que el público de masaslas asumió y las conserva aún en 2016, lo que provoca que los eternos modernos de principios de la décadas de los diez vuelvan a querer ser diferentes.

Dentro de la tribu de los modernos existe un subgrupo compuesto de instagramers poco conocidos pero con infinitas ganas de hacerse de notar. Personajes emergentes, aparentemente angloparlantes, que aspiran a ser relacionados con la moda, el arte o la cultura. Se mueven en una España bien vestida, dependiente de los designios del gigante Inditex. Sin embargo, para ellos ya no basta con seguir la tendencia democrática; quieren destacar y no quedarse en un simple aprobado. Mientras que el resto de los mortales sólo pretenden verse guapos y atractivos, esta tipología de moderno prefiere arriesgar. Y si apostar significa verse horroroso, si llamar la atención implica rozar la fealdad, el fin justifica los medios.

El siglo XXI está plagado de imágenes bellas, adoradas y desechadas al instante. En cambio, lo feo es más atrayente y duradero. Es más radical y pone en duda el concepto de gusto, lo que da lugar a la reflexión y, en consecuencia, a la prolongación de su vigencia. Los aspirantes a influencers, conscientes del poder subversivo de la moda y ansiosos por arrasar en redes sociales, emplean lo grotesco (la extravagancia, lo ridículo y el mal gusto) para ser virales. En la exposición “El factor grotesco” del Museo Picasso de Málaga se definió este conceptocomo:“El desprecio y la piedad, la risa y el llanto, la empatíay el escarnio, el espanto y la ternura; al final, el rechazo y el abrazo ante lo que somos”. El amor-odio fruto de la oda a lo fachoso trae haters y followers con la misma intensidad. Por ello, consigue cumplir la idea daliniana de los modernos: “que hablen bien o mal, lo importante es que hablen”.

Esta manera de obrar no se aleja demasiado del uso que los jóvenes diseñadores hacen de la fealdad para sorprender y ser reconocidos en la pasarela. Así lo constata Demna Gvasalia, director creativo de Balenciaga desde 2015. Con respecto a su propia firma Vetements llegó a asegurar: “siempre decimos: es feo, por eso nos gusta”.Al igual que los nuevos talentos de la moda encuentran en lo feo una fuerte imagen de marca, los modernos necesitan lo grotesco para hacer brillar su identidad. Lo que viene a demostrar que los jóvenes diseñadores y los candidatos a influencers comparten una misma metodología en su campaña publicitaria.

Se deduce, por tanto, que son muchos los instagramers que se valen de lo feo para ser criticados, envidiados, admirados e incluso copiados.“Son tiempos difíciles para los soñadores”, decía la película de Amelie. Pero más complicado es que esos aspirantes consigan vivir de su imagen. Basta darle a la lupa de Instagram para ver tu pantalla llena de modernos. Entre tantos, algunos toman ejemplo de las jóvenes promesas de la moda e intentan alcanzar la fama con una imagen grotesca. Pero como ocurre con todo, una vez difundido en redes sociales su proyección es tan brutal como efímera.

Compartir
Ismael Amaro Martos
Licenciado en Historia del Arte y Máster en Desarrollos Sociales de la Cultura Artística. Investiga sobre diseño de moda, historia del traje y tejidos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here